Are You New User

Cinco señales que indican que vas a tener un bebé grande Thursday, 16 February 2023


Una pregunta muy común cuando se espera el nacimiento de un hijo es, ¿cuánto pesará? Más allá de una porra divertida para ver quién acierta el peso del bebé, es un dato fundamental para las primeras semanas de vida. Conocer el peso del recién nacido nos ayudará a saber qué talla pañales necesita o qué ropita comprar.

En cuestión de salud, un niño con un buen peso se traduce en un niño sano y bien nutrido. Pero los problemas vienen cuando pesa menos de lo que debería o cuando pesa más de lo esperado. Los bebés grandes tienen lo que se conoce como macrosomía fetal, una condición que afecta al 9 % de todos los nacimientos del mundo. No es algo malo ni permanente, pero conviene conocer la situación para darle al bebé y a la madre lo que necesitan en ese momento tan especial.

Foto: El bebé sigue al cuidado de los médicos de neonatología (Imagen: iStock)
Nace un bebé gigante que se ha convertido en toda una celebridad en Brasil

Un bebé grande es qué que nace pesando más de 4 kilogramos, sin importar su semana de gestación. Como dato general, el bebé promedio en Estados Unidos pesa un poco más de 3 kilos al nacer. También se han dado casos de niños que han llegado a sobrepasar los 5 kilos recién nacidos.

Riesgos de tener un bebé grande

Sin embargo, la macrosomía fetal conlleva algunos riesgos para la madre y para el bebé. Para la mamá, puede tener mayores lesiones durante el parto, y ser un proceso más duradero. Las mujeres embarazadas con bebés de alto peso suelen necesitar cesáreas. Por su parte, el bebé puede nacer con problemas para regular el azúcar, problemas respiratorios, puede padecer lesiones durante el parto, en incluso más adelante, el pequeño podría tener resistencia a la insulina.

Las 5 señales para saber si tendrás un bebé grande

Los médicos guiarán a la madre y al bebé grande durante todo el proceso de embarazo, parto y posparto para que sea lo más seguro posible. No hay un método exacto para saber si tu bebé será un “bebé grande”, pero existen ciertas señales que nos indican que el pequeño vendrá con más peso del esperado.

  1. Tu tripa de embarazada es más prominente de lo normal. Este es el signo más obvio, aunque no siempre es un método seguro si la madre ha acumulado grasa en el abdomen o líquido amniótico adicional.
  2. Tienes líquido amniótico extra. Los bebés grandes suelen nacer junto con un exceso de líquido amniótico.
  3. Las ecografías muestran un bebé grande. El diagnóstico por imagen es esencial en todos los embarazos. Ahora, con los ultrasonidos en 3D, podemos hacernos una mejor idea del tamaño del bebé cuando nazca.
  4. Antecedentes. Si no es tu primer embarazo y has tenido un bebé grande antes, es posible que el siguiente también sea grande. No es 100 % seguro, pero hay más posibilidades de que esto ocurra en esos casos.
  5. Tienes diabetes gestacional. Si te han diagnosticado diabetes durante la gestación, normalmente el bebé será más grande que el promedio. Por eso es muy importante controlar la diabetes durante el embarazo con dieta o medicamentos.

Los médicos guiarán a la madre, con indicaciones especiales para bebés grandes

Si tu médico sospecha que puedes tener un bebé con macrosomía fetal, puede que te asustes un poco cuando empiece a enumerar los riesgos para ti y para el pequeño. Lo más importante es mantener la calma y seguir las indicaciones de los profesionales. Al conocer el riesgo de tener un bebé grande por adelantado, puedes pedir a tu médico que te explique cómo será el parto o qué medidas tomarán ante complicaciones.

Normalmente, cualquier complicación ante un parto con un bebé grande tiene solución y, si se sigue el plan de gestación correctamente, junto con ejercicio y una buena dieta, los riesgos serán mínimos. Ya ha habido madres que han tenido bebés grandes antes que tú, y tanto ellas como sus niños han tenido una vida feliz y saludable.

Latest from

Related items

Ciencia y Salud

Contact