Are You New User

Unate rinde homenaje a los mayores con su emotivo proyecto Legado Monday, 13 February 2023


Más de un centenar de personas de avanzada edad han narrado sus experiencias vitales, una iniciativa con la que colabora el Ayuntamiento


El legado de nuestros mayores es más que digno de proteger, de guardar para que no desaparezca con ellos. Como esa mujer que aprendió «las cuatro letras» en una cartilla (Carmen Bustillo) o la niña (Soledad Oreña) que se siente orgullosa de las lecciones que recibió de su profesora pese a la dureza de una enseñanza en la que no faltaban los castigos. Son algunos de los testimonios de una vida que era muy diferente a la nuestra, recogidos en el proyecto denominado ‘Legado’, que Unate ha impulsado con la colaboración del Gobierno de Cantabria. Es el segundo año que la institución, con una sede estable en Torrelavega, está trabajando en esta iniciativa en la que también colabora el Ayuntamiento.

Coordinada por los profesionales Ehenya Popova y José Manuel Saceda, desde que comenzó Legado, en 2021 se han recogido un centenar de testimonios de mayores de 70 años que han querido reflejar sus experiencias. Esos testimonios de vida se han editado en un formato de entrevistas, muy personales, en las que los participantes en el proyecto de alguna manera se han «desnudado», hablando de sus largos y duros procesos existenciales.

El miércoles, en la Casa de Cultura, Unate quiso tributar homenaje a algunos de los protagonistas de esos cortos documentales. Pedro Manuel, Ramona Achutegui, Rosa María Cabeza, María Soledad Oreña y la hija de Carmen Bustillo, Carmen Agüero Bustillo, asistieron a una pequeña proyección en la que se resumieron sus testimonios.

Una generación que «ha vivido una guerra y una postguerra»

Tanto los coordinadores de la iniciativa como Francisco Gómez, de Unate, hicieron balance de cómo está discurriendo hasta el momento la propuesta, que continuará en 2023. Porque el objetivo es reconocer las vidas de nuestros antecedentes, padres y abuelos, muchos de los cuales no han tenido la oportunidad de contar cómo ha sido su infancia y su juventud con total libertad. El antes y el después de una generación que «ha vivido una guerra y una postguerra». Un reconocimiento que también expresó el concejal de Personas Mayores, Borja Sainz, que dijo sentirse orgulloso por conocer a cinco de las personas que han pasado por Legado.

Las entrevistas que han realizado y editado Ehenya y José Manuel mantienen un esquema muy directo. En las imágenes se ve a los protagonistas, aportando sus testimonios de vida. Las que se presentaron coincidían en una infancia difícil y dura, debido a la convulsión de la guerra y de la postguerra y, después, a la convivencia durante los años de dictadura. Por ejemplo, Ramona Achutegui explica cómo llegó a Torrelavega de su pueblo natal, en la comarca, y tuvo que afrontar el complicado salto social: «Torrelavega, cuando yo venía para estudiar en el único instituto que había entonces, el Marqués de Santillana, era una ciudad rica, muy rica. Las mujeres vestían bien y había abundancia, debido a las importantes fábricas del municipio. Yo era la primera de la familia que iba a poder estudiar Había que aprovechar una oportunidad excepcional».

Latest from

Related items

Ciencia y Salud

Contact