Are You New User

Kiev trata de forzar el debate de los cazas, pero la OTAN se centra en la entrega de tanques Tuesday, 14 February 2023


Los miembros de la OTAN y otros aliados de Ucrania han discutido este martes en Bruselas con qué más pueden apoyar a Kiev en su lucha contra la invasión rusa. El Gobierno ucraniano ha vuelto a dejar claro que quieren abrir el debate de la entrega de cazas, pero la mayoría de sus aliados se muestran cautelosos y prefieren centrarse en la entrega de los carros de combate y el entrenamiento de militares ucranianos para su uso, uno de los asuntos principales que se ha tratado en el llamado grupo Rammstein, que engloba a los aliados de Ucrania, que se ha celebrado este martes en Bruselas antes de una reunión formal de ministros de Defensa de la OTAN.

Pero Kiev tiene claro cuál es su siguiente objetivo. Quiere que se entreguen los tanques, pero ya tienen su vista puesta en los aviones de combate, aunque fuentes aliadas aseguran que todavía no es el momento de abordar el asunto. A su llegada a la reunión Oleksii Reznikov, ministro ucraniano, se ha parado ante la prensa y del bolsillo de su chaqueta ha sacado un pañuelo con un estampado de cazas. Es una petición que Volodímir Zelenski, presidente ucraniano, hizo durante su tour europeo en el que visitó Londres, París y después Bruselas, donde se encontró con unos aliados que preferían, mayoritariamente, guardar silencio respecto a la petición de cazas.

Kajsa Ollongren, ministra de Defensa de Países Bajos, ha confirmado que el país ha recibido una petición de F-16 por parte de Ucrania. “Siempre nos tomamos las peticiones ucranianas muy en serio, y es verdad que nos han pedido F-16, y también nos lo tomamos muy en serio”, ha señalado la ministra a su llegada a la sede de la OTAN. Acto seguido, ha mostrado el otro lado de la moneda: “Por supuesto, este es un sistema complejo y tenemos que debatirlo con nuestros socios, también con EEUU, y tenemos que pensar sobre su viabilidad, y tomará tiempo. Es mejor hacerlo a puerta cerrada para ver lo que es posible y lo que no es posible, las consecuencias que tendría, cómo podrías comenzar una operación así. En eso estamos ahora mismo y Ucrania sabe que esto tomará tiempo y no lo podemos comparar con los tanques de combate”.

Es un mensaje similar al enviado este lunes en rueda de prensa por parte de Jens Stoltenberg, secretario general de la OTAN, admitiendo que “el apoyo a Ucrania ha evolucionado a medida que ha evolucionado la guerra”, pero que no era el momento. Este martes el líder de la Alianza ha sido más contundente. “El asunto de las aeronaves no es el más urgente ahora. Aunque es una discusión en marcha”, ha explicado a su llegada a la sede de la OTAN.

Fuentes aliadas confirman que ahora mismo se está lejos de ese escenario. "Independientemente de que si se pregunta [a un líder aliado] no vaya a decir que no, eso no significa que vaya a haber aviones en este momento", señala la fuente, que subraya que “es prematuro” y que ahora mismo toda la atención está puesta sobre los carros de combate.

Reunión ministerial

Esta tarde los ministros pasarán a reunirse en el formato de la OTAN, con la presencia de su homólogo ucraniano Oleksii Reznikov y de Josep Borrell, Alto Representante de la Unión para Política Exterior y de Seguridad. El encuentro seguirá girando este marte en torno al apoyo que Kiev necesita para seguir enfrentándose a Rusia y sobre los nuevos planes de Moscú para el invierno.

Mientras una fuente aliada apunta a que hay cierta disparidad de visiones respecto a cómo se puede llegar a presentar la ofensiva rusa de la que tanto se ha hablado en las últimas semanas, Stoltenberg ha asegurado que esa ofensiva ya ha comenzado. “Ya estamos viendo el comienzo. Estamos viendo cómo Rusia, el presidente Putin, está mandando miles y miles de soldados más, más armas, más capacidades, aceptando una tasa muy alta de bajas, sufriendo grandes pérdidas, pero presionando a los ucranianos”, explicó en una rueda de prensa antes del encuentro.

Este martes la reunión abordará uno de los asuntos más urgentes para la Alianza, aunque se encuentra bajo el radar del conflicto en Ucrania: Kiev está consumiendo muchísima munición y los aliados no tienen capacidad para producir la suficiente como para sustituir el stock que está usándose en suelo ucraniano. Stoltenberg reveló este lunes que se está doblando el tiempo de espera para los pedidos de munición y ha animado a los aliados a que sigan el ejemplo de Francia o Estados Unidos, llegando a acuerdos multianuales con la industria para darles la seguridad que necesitan para realizar grandes inversiones que les permitan escalar la producción.

Latest from

Related items

Ciencia y Salud

Contact