Are You New User

Hacienda redobla la vigilancia sobre falsas residencias y reformas de viviendas Monday, 27 February 2023

Hacienda redobla la vigilancia sobre falsas residencias y reformas de viviendas

La Agencia Tributaria refuerza el papel de sus inspectores a pie de calle y el control de posibles delitos con criptomonedas


La Agencia Tributaria centrará este año su actividad de vigilancia en aquellos patrimonios que fingen no residir en España, en los pagos en negro en las obras de rehabilitación y reformas de inmuebles y en el posible fraude fiscal a través de criptomonedas.

Así se desprende del Plan de Control Anual de la Agencia Tributaria, publicado este lunes en el BOE, que marca las prioridades del organismo para el conjunto del ejercicio y que tendrá uno de sus pilares en la vigilancia sobre los patrimonios que declaran sus rentas a través del Impuesto sobre la Renta de No Residentes (IRNR).

Este tributo cuenta con tipos impositivos más bajos que el IRPF, con lo que solo se tributa por la renta generada en el país, en lugar de tener que hacerlo por toda su renta mundial. «Se ha observado que un cierto número de personas no nacionales eligen vivir en España, estableciendo su residencia habitual y permaneciendo en él durante más de 183 días del año natural, pero no comienzan a tributar como residentes por su renta mundial, sino que lo siguen haciendo, incorrectamente, a través del IRNR únicamente por la renta obtenida o generada en España», explica el documento.

El Plan de Control también incide en la urgencia por reforzar la vigilancia sobre aquellos que fingen residir en comunidades autónomas diferentes a la real, con el objetivo de pagar menos impuestos. «De igual forma, se ejecutarán planes específicos sobre la titularidad indirecta de inmuebles por parte de no residentes, a efectos de su correcta imposición patrimonial», indican desde la Agencia Tributaria.

Dentro del nuevo Plan de Control Anual, y tras el parón de la pandemia, Hacienda reforzará la presencia en la calle de los inspectores mediante visitas. Se trata de los denominados «peinados fiscales» que la Agencia Tributaria realiza desde hace años y que, si bien se dirigirán a sectores múltiples, en 2023 se centrarán en construcción inmobiliaria, especialmente en lo que se refiere a la rehabilitación y las reformas, ante la proliferación de pagos en negro o sin IVA en el sector.

El plan también reforzará la investigación sobre el empleo de criptoactivos en el ámbito de la economía digital con la finalidad de detectar elementos patrimoniales cuyo origen pueda estar vinculado a actividades criminales. «En esta línea, se tratará de obtener información, en el marco de la normativa de la UE, sobre pagos digitales realizados a través de entidades o aplicaciones cuya sede social y servidores estén radicados en el extranjero», añade el documento.

Otra de las novedades para este ejercicio está en los nuevos impuestos -en principio temporales- aprobados para banca, energéticas y grandes patrimonios. Finalmente, la Agencia Tributaria asumirá las competencias de «exacción, gestión, comprobación y recaudación» de los dos primeros, a pesar de que Hacienda siempre ha destacado que se trata de una «prestación patrimonial» de carácter público no tributario.

Aumento de la recaudación

La finalidad del nuevo plan de control es, entre otras cosas, sacar a la luz parte de la economía sumergida que merma la recaudación final de las arcas publicas todos los años. Unos ingresos que, no obstante, se han visto notablemente reforzados en los últimos ejercicios, en buena parte gracias al impacto de la elevada inflación sobre determinadas figuras como el IVA, muy ligado al consumo, o el IRPF.

Según adelantó este lunes el secretario de Estado de Hacienda, Jesús Gascón, el ejercicio 2022 terminó con un incremento de los ingresos tributarios del entorno del 15%, tal y como estaba previsto, superando en unos 10.000 millones la primera estimación de 244.000 millones establecida en los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

Durante una intervención en la Comisión de Hacienda y Función Pública del Congreso, Gascón explicó que que el previsible dato de 2022 se obtiene tras un mes de diciembre en el que los ingresos tributarios también crecieron cerca de un 15%. En el conjunto del ejercicio, el mayor impulso llegó de los ingresos por IVA e IRPF, en un rango de entre el 13% y el 14%. La recaudación por el Impuesto de Sociedades también subió en torno al 20%, a falta de los datos definitivos que se publicarán en marzo.

Latest from

Related items

Ciencia y Salud

Contact